Negocios

Cómo ganar dinero con un blog

tiendas / August 31, 2018


¿Cansados de no dormir por las noches a causa del dinero? ¡Se acabó el sufrimiento! Hoy vamos a aprender a monetizar nuestro blog, a generar ingresos para que no tengamos dificultades para llegar a fin de mes. Para ello necesitaremos un blog, dos manos dispuestas a escribir y muchas ganas de conseguir dinerito.

“¿Tienes el blog y quieres conseguir ingresos? Pues no te pierdas los siguientes consejos. Gracias ellos podrás cambiar tu vida, aplicándolos según mis indicaciones, podrás centrar tus preocupaciones en todo lo que quieras menos en el dinero, porque todos los meses percibirás ingresos, que irán creciendo con el paso de los meses.”

¡Lo puede hacer hasta un niño! Pero antes déjame que te muestre una cosa…



¡Pues eso mismo digo yo! ¡Una caca de vaca y encima sonriente!

Si creías que iba a ser así de sencillo ganar dinero con tu blog, vas listo.

Durante estos días, he estado leyendo multitud de artículos relacionados con los ingresos pasivos en el blog y 2 pequeños libros que me compré en Amazon, ambos abordando el mismo tema, y la verdad es que han sido de los pocos que se salvaban, ya que incluyen alguna que otra dosis de realidad. Te dejaré el enlace al final del texto por si te apetece tenerlos en cuenta.

Ahora bien, no podría asegurar que ganar dinero sea un proceso sencillo y mucho menos rentable para todos, no al menos, como lo intentan explicar en las docenas de artículos que me he encontrado.

El 80% del contenido se centra en repetir una y otra vez la estabilidad financiera y emocional que se alcanza cuando logras obtener unos ingresos decentes con tu blog, de lo importante que podría ser adentrarte en este mundo, de las comparaciones con un trabajo tradicional y las ventajas que aporta la libertad laboral y financiera sobre éste.



Vamos, lo mismo que cuando nos quieren vender lo bonito y maravilloso que es convertirse en emprendedor; con libertad horaria y un salario a tu medida… ¡Nos han jodido! Así yo quiero ser emprendedor también.

Las opciones que nos venden, omitiendo la letra pequeña…

  • Ganar dinero poniendo publicidad en tu blog. Claro, si tienes miles de visitas al día, “Recambios Manolo” puede que te quiera pagar por poner un banner en tu página, pero la gran mayoría de las personas que se interesan por estos temas, son aquellas que acaban de empezar, más que nada porque lo desconocen… pero claro, esto no lo decimos para no asustar.
  • Ganar dinero con Adsense. ¡Fácil! No amigo no, no lo es tanto. Yo ahora mismo estoy probándolo e informándome de cómo funciona y sus herramientas porque hasta el día de hoy no me interesaba lo más mínimo, pero ya te aseguro que no te harás rico con un blog y 20 visitas diarias. No todos te dirán que antes de nada, asegúrate de crear contenido interesante para que por lo menos la cifra de visitantes únicos diarios tenga un par de ceros más a la derecha, y luego ya, nos planteamos abrir unos cuantos blogs más. ¡Muucho trabajo!
  • Afiliados. Puedes recomendar productos o servicios con enlaces, pero no conseguirás ni un duro si no eres una auténtica eminencia en tu blog y su sector. La gente confía en alguien que conocen y saben que lo que sale de su boca, dedos en este caso, merece la pena tener en cuenta. No creen en un tipo de un blog que acaba de aparecer de la nada y encima se pone a recomendar un hosting que no conoce ni su padre.

¿Quieres ingresos? Paga un precio

No creo que todo sea tan inmediato como lo pintan, no creo en las inversiones pequeñas con grandes beneficios, tampoco en el trabajo de 6 horas para crear una fuente de ingresos pasivos eterna. No creo en nada de eso que nos venden.

Salvo milagro, ¡Esto que te cuentan no existe! No hay atajos, no existen fórmulas mágicas que te garanticen que vas a ganar pasta a los 2 meses o 7 años. Puedes triunfar, pero también es probable que fracases, dependerá de ti. Razónalo, si fuera tan sencillo, hasta el más tonto tendría los bolsillos llenos.

¿Te gustaría ganar más dinero? Lúchalo, trabájatelo. Olvídate de comparaciones de sueldos entre un administrativo y tú generando ingresos desde el blog, porque puede que por listo, el cuento termine mal y esas grandes cantidades de dinero prometidas se las termine llevando el administrativo, mientras tú no sabes por qué puente tirarte.

Trabaja por ti y para ti, porque te gusta y porque crees fielmente que lo que haces tiene salida y un sentido. No trabajes pensando que lo haces para que dentro de un año, hayas logrado el objetivo y puedas tocarte los huevos el resto de tu vida. Sí, suena duro y borde, pero antes que eso, por desgracia también es la realidad de muchos.

Se consciente de la realidad

Todos los días entran en la web miles de personas buscando lo mismo, queriendo ser emprendedores, queriendo encontrar algo que les permita generar unos ingresos de por vida, algo que vaya viento en popa con el piloto automático puesto, algo que les ponga el dinero encima de la mesa, pero eso sí, sin mancharse las manos.

Más de la mitad no harán nada, leerán consejos pero no los aplicarán en sus blogs, mientras que otros darán el salto, rápido, de forma imprudente y siguiendo los mismos pasos que contaba el autor de un artículo que han leído, paso a paso, sin opción a razonarlo ni analizar si es la mejor opción o convendría in-formarse un poco más. Irán buscando dinero, dinero y más dinero, pero no lo conseguirán nunca, porque no se trata solo de dinero.

Ninguno de ellos logrará sus objetivos, nadie conseguirá vivir de los deseados ingresos de su blog; ni por publicidad directa, ni Adsense, ni afiliaciones y tampoco por ese botón de “Dona un euro primo”.

Sin embargo, hay otro grupo que ahora mismo, mientras unos se rascan la nariz intentando descubrir América otra vez, está luchando por conseguirlo, aquellos que no se rinden aunque les tumbes el blog, borres la base de datos y metas un virus en su proveedor de Hosting, hablo de aquellos que llevan años con sus blogs trabajando codo con codo.

¿Sabes cuál es su secreto?

Trabajo e ilusión, tienen objetivos, pero también preferencias y gustos. Han sabido dedicarse a una cosa que no les suponía un esfuerzo, sino un placer, llevan un blog que les ilusiona y llena de motivación, cuando alguien llega y agradece su trabajo, cuando comparten sus contenidos y se los recomiendan a otros, con acciones como estas es lo que les empuja a seguir.

Ellos son los que triunfan, porque cuando se quieren dar cuenta, tienen más de 6000 lectores fieles y una gran cantidad de seguidores en las redes sociales que mueven su trabajo por todo el país. Éstos, si quieren ganar dinero con el blog, pueden, porque cualquiera de las 3 opciones citadas anteriormente les servirán.

Con esto quiero decir, que no nos podemos cegar por ganar dinero con el blog, no podemos guiarnos únicamente por este objetivo, porque por desgracia o por fortuna, mantener un blog requiere mucho esfuerzo e ilusión, y eso es una condición que muchos no están dispuestos a respetar… ¡No es una tarea fácil!

Trabaja y disfruta con lo que haces, solo así conseguirás alcanzar tus objetivos, podrás compartir tus impresiones y conocer miles de contactos y seguidores, entonces, cuando llegues a este punto, plantéate la posibilidad de obtener un beneficio económico que no altere la esencia del blog ni asuste a nadie. ¡Por poder, se puede!



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *